LA RADIO LOCAL DE FUERTEVENTURA
TU RADIO DE PROXIMIDAD
Publicidad

Numerosas ventas y cerca de 2.000 asistentes en el Mercadillo de Caleta de Fuste

Publicidad

Sólo montan un 40% de los 200 stands que acoge el Mercadillo de Caleta de Fuste y que se retoma por vez primera tras dos años suspendido como consecuencia de la pandemia.

Cerca de 2.000 asistentes en el primer día del Mercadillo de Caleta de Fuste que se celebra los martes y sábados de 10:00 a 14:00 horas.

Publicidad

El alcalde de Antigua, Matías Peña junto al concejal de Comercio, Pedro M. Armas y la concejala de Turismo, Deborah Edgington, visitan el Mercadillo de Caleta de Fuste en su primer día de apertura tras permanecer suspendido dos años.

Las directas consecuencias de la pandemia en la ocupación turística, sumado a las restricciones sanitarias, hicieron que la apertura de este Mercadillo no fuera sostenible ni para vendedores ni para la empresa contratada para ofrecer el servicio y mantenimiento de esta cita.

Y añade el alcalde, Matías Peña, un tiempo en el que el Ayuntamiento de Antigua desde la concejalía de Comercio, impulsó la ejecución de obras de acondicionamiento, asfaltado y mejora de accesos a este espacio de más de 3.000 metros cuadrados.

El primer día del Mercadillo de Caleta de Fuste ha sido un éxito de público superando los 1.500 asistentes, en su mayoría turistas, que han dado el mejor recibimiento a los vendedores que mostraban su clara satisfacción en las ventas, explica el concejal, Pedro M. Armas.

Sin embargo, explica el concejal, solo han montado 80 puestos del centenar que había confirmado y de los 200 puestos que permite este Mercadillo de Caleta de Fuste que se celebra dos veces a la semana. Ante este dato básico para la continuidad del Mercadillo de Caleta de Fuste, el Ayuntamiento de Antigua va a estudiar qué medidas puede adoptar para la viabilidad y sostenimiento de nuevas ediciones, afirma Pedro M. Armas concejal organizador desde Comercio, con la colaboración de la concejalía de Turismo.

El Mercadillos de Caleta de Fuste es un atractivo importante para los turistas, que como hoy han demostrado con una alta asistencia, han disfrutado paseando entre sus puestos y comprando todo tipo de recuerdos, explica la concejala, Edgington, desde joyas de plata, cristal o cuerdas, marcapáginas artísticos, pequeños cuadros artesanales, molinos de viento a mano, y todo tipo de abalorios y ropa variopinta y ligera, entre la numerosa variedad de artículos que encontrar.

Publicidad
Publicidad