LA RADIO LOCAL DE FUERTEVENTURA
TU RADIO DE PROXIMIDAD

La Mesa Sectorial de Sanidad negocia la regulación del trabajo a distancia

Se establece con carácter general la autorización de esta modalidad de trabajo en una jornada semanal y se prevé las excepciones que permitan conciliar la organización de la prestación del servicio público con las circunstancias individuales justificadas

 

Se trató con las organizaciones sindicales la situación de las Urgencias del Hospital Insular de Gran Canaria y la creación de las unidades de gestión administrativa para el control de los fondos Next Generation EU

El director del Servicio Canario de la Salud (SCS), Conrado Domínguez, acompañado por la directora general de Recursos Humanos del SCS, Avelina Díaz, asistió esta mañana a una nueva reunión de la Mesa Sectorial de Sanidad. Durante este encuentro, en el que participaron representantes de los sindicatos Convergencia Estatal de Médicos y de Enfermería (Cemsatse), Intersindical Canaria, UGT, CCOO y Sepca, se abordaron diferentes temas de interés como la reorganización del teletrabajo en los centros e instituciones sanitarias del SCS y la orden conjunta de unidades administrativas provisionales.

Durante la reunión, que se celebró de forma telemática, se estableció la normativa a aplicar, a partir del 1 de enero de 2022, para el trabajo a distancia. El trabajo a distancia se considera una vía de modernización de la organización del trabajo, generalizada a raíz de la pandemia, cuyo funcionamiento se ha de racionalizar, determinando las condiciones y criterios objetivos comunes aplicables a la norma existente y que debe tener un carácter excepcional e individual; toda vez que la modalidad presencial es el régimen general.

En este sentido se acordó que el trabajo a distancia se podrá autorizar durante una jornada diaria a la semana, con carácter general, garantizando la organización y prestación del servicio público.

Publicidad

Excepciones

Si bien, en algunos supuestos podrá autorizarse esta modalidad, superando el límite establecido, al personal catalogado por cada Gerencia como sensible por inmunodeficiencia o por tratamiento contra el cáncer, entre otras excepciones justificadas y a los profesionales que acrediten encontrarse en situación de cuarentena obligaroria por COVID-19 o cuando ésta afecte a personas dependientes a su cargo, durante el tiempo que dure esa circunstancia.

Además en la mesa sectorial se informó de la creación de las unidades administrativas provisionales para la gestión de los fondos Next Generation del SCS. La función de estas unidades es la gestión y control de los fondos procedentes del instrumento europeo de recuperación denominado Netx Gneration EU. Las unidades administrativas tendrán carácter provisional y estarán constituidas por personal estatutario tal como recoge la ley 4/2021 de 2 de agosto que las regula.

Urgencias del Hospital Insular

Por otra parte, el director del SCS informó a los representantes sindicales de las acciones llevadas a cabo para paliar el déficit estructural que sufre las Urgencias del Hospital Insular de Gran Canaria. Conrado Domínguez explicó que la situación de Urgencias de todos los hospitales se monitoriza a diario y, en particular las del Hospital Insular con el objetivo de agilizar la gestión de camas, que es una situación que preocupa especialmente a este departamento. En este sentido, explicó que se ha desarrollado una serie de acciones para ganar camas y espacios en los últimos meses, de modo que se ha habilitado el área de traslados durante 24 horas para los pacientes con alta pendiente de traslado a su domicilio en ambulancia y se ha acondicionado una sala para los pacientes que están de alta pendientes de traslados a domicilio por sus familares con el objetivo de liberar espacios en Urgencias. Asimismo se ha creado un nuevo módulo Covid que permite aumentar el espacio derivado a esta patología e incrementar los recursos estructurales del servicio en 14 camas y se ha aumentado del número de efectivos de distintas categorías, con un total de 95 nuevas contrataciones en el último año, esperando poder continuar potenciando los recursos humanos de este servicio.

Domínguez agregó que se está estudiando con los profesionales cómo ganar espacio para albergar 20 camas de hospitalización en un área que actualmente tiene otros usos para aumentar la capacidad de hospitalización y descogestionar Urgencias.

Además señaló que independientemente del curso que ha de seguir la obra de las nuevas urgencias que se construyan en el antiguo edificio del Centro Universitario de Las Palmas (CULP), que supondrá la solución al déficit estructural del servicio de Urgencias, se dispondrá en el Hospital Juan Carlos I de unas 100 camas de estancia intermedia, con la reforma de este centro cuyo proyecto está en fase de redacción. Al mismo tiempo, explicó se está trabajando con la consejería de Derechos Sociales para que a través de la Orden conjunta que se ha desarrollado entre ambas consejerías se pueda dar salida de forma ágil a los pacientes pendientes de plaza en un centro sociosanitario que ocupan una cama hospitalaria después de haber recibido el alta médica.

Publicidad
Publicidad