LA RADIO LOCAL DE FUERTEVENTURA
TU RADIO DE PROXIMIDAD
Publicidad
Publicidad

El SCS presenta la Estrategia del dolor crónico no oncológico en Canarias en un encuentro nacional

La directora general de Programas Asistenciales del SCS expuso los detalles de este documento en el II encuentro ‘Planificando la atención al dolor. Compartiendo experiencias institucionales’ celebrado hoy en Madrid

La directora general de Programas Asistenciales del SCS, Rita Tristancho, presentó la Estrategia del dolor crónico no oncológico en Canarias 2022-2026 durante la celebración del II encuentro Planificando la atención al dolor. Compartiendo experiencias institucionales celebrado esta mañana en el Hospital Clínico San Carlos, en Madrid.

En esta jornada de trabajo se expusieron diferentes actuaciones que, desde el punto de vista institucional, se realizan desde las consejerías y servicios de salud de las comunidades autónomas para planificar la atención del dolor, con la finalidad de compartir iniciativas, enfoques y despliegues de interés en esta materia.

En este sentido, Tristancho, que participó en una sesión de trabajo junto a representantes de la Comunidad de Madrid, Andalucía y Cataluña, expuso los detalles de la nueva Estrategia del dolor crónico no oncológico en Canarias 2022-2026, presentada recientemente. La Estrategia es una herramienta con la que se busca seguir mejorando el abordaje de las personas que presentan dolor de una forma efectiva y desde una perspectiva integral y multidisciplinar, y teniendo siempre en cuenta los aspectos biopsicosociales del paciente y de su entorno.

Durante su intervención, Tristancho aseguró que este documento ayuda a promover un modelo organizativo adecuado para la atención al dolor crónico no oncológico, desde una perspectiva holística de la persona y con perspectiva multidisciplinar.

También incidió en que los sistemas públicos de salud deben avanzar en mecanismos que permitan el manejo y tratamiento del dolor en todas sus tipologías.

Este documento vela por establecer un modelo de coordinación y seguimiento que garantice alcanzar sus objetivos y el desarrollo de las acciones concretas que lo componen”, matizó.

Además, también aseguró que este tipo de documentos de planificación suponen un importante avance en el abordaje del dolor crónico no oncológico y mejoran tanto la práctica clínica como la atención de los pacientes.

Publicidad

Seis lineas estratégicas y 17 proyectos

La Estrategia del dolor crónico no oncológico en Canaria 2022-2026 se ha articulado en torno a seis líneas estratégicas y 17 proyectos que abordan los principales retos que afronta el SCS en el marco del dolor crónico no oncológico:

1.- Cultura y modelo organizativo orientado a la atención al dolor crónico no oncológico: centrado en la sensibilización sobre la importancia del dolor, incorporación del dolor crónico no oncológico como elemento transversal en la organización sanitaria, trabajo en red en el ámbito del dolor en Canarias y coordinación con el ámbito sociosanitario.

2.- Proceso de atención integral del dolor crónico no oncológico con foco multidisciplinar: donde se impulsará la prevención y detección precoz, el diagnóstico y tratamiento seguros, la adecuada continuidad asistencial y atención multidisciplinar y la atención al dolor crónico no oncológico en poblaciones especiales.

3.- Formación de los profesionales: apostando por un mayor conocimiento del dolor, por la inclusión del dolor en la formación continuada y por la formación en atención humana vinculada a los procesos de dolor crónico no oncológico.

4.- Adecuadas tecnologías, sistemas de registro y medición de los datos de dolor crónico no oncológico: mediante el desarrollo y homogeneización del sistema de registro de información y la definición de un modelo de evaluación.

5.- Incorporación de la innovación e impulso a la investigación: con la creación de centros de excelencia en dolor e impulsando la realización de estudios que gradúen la importancia del impacto del dolor crónico no oncológico.

6.- Participación del paciente en el manejo de su patología: fomentando el autocuidado y el rol del paciente activo y mejorando las herramientas de información y comunicación con el paciente.

Publicidad
Publicidad