LA RADIO LOCAL DE FUERTEVENTURA
TU RADIO DE PROXIMIDAD

El PSOE propone la penalización del acoso a las mujeres en su derecho al aborto

 La diputada del Grupo Parlamentario Socialista Pino González presenta una Proposición No de Ley (PNL) en el próximo Pleno de la Cámara regional para penalizar el acoso en las mujeres que acuden a clínicas para la interrupción voluntaria del embarazo

 

Publicidad

La diputada del Grupo Parlamentario Socialista Pino González presentará en el próximo Pleno de la Cámara regional una Proposición No de Ley (PNL) para penalizar el acoso en las mujeres que acuden a clínicas para la interrupción voluntaria del embarazo, con el objetivo de garantizar los derechos de las mujeres.

Publicidad

La iniciativa, que coincide con la celebración del Día Internacional de la Mujer este próximo martes 8 de marzo, solicita al Parlamento de Canarias su apoyo a la tramitación de la Proposición de Ley Orgánica por la que se modifica la Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre, del Código Penal, para penalizar el acoso a las mujeres que acuden a clínicas para la interrupción voluntaria del embarazo. Además, pide el impulso de programas para la educación sexual y prevención de embarazos no deseados en el ámbito de las competencias autonómicas.

La diputada socialista explica que esta propuesta se presenta como medida necesaria para garantizar “una práctica segura y legal del aborto basada en la salud y los derechos de las mujeres, que a día de hoy sufren actos molestos ofensivos, intimidatorios o coactivos que pretenden influir en la decisión de las mujeres de interrumpir su embarazo”.

 En España, el derecho a la interrupción voluntaria del embarazo está reconocido y regulado por Ley Orgánica 2/2010, de 3 de marzo, de salud sexual y reproductiva y de la interrupción voluntaria del embarazo, que goza de gran consenso y apoyo de la ciudadanía española. “Sin embargo, grupos ultraconservadores, organizados y con gran capacidad económica, acosan y hostigan a las mujeres y a los profesionales que lo facilitan, obstaculizando así el ejercicio de un derecho reconocido en nuestro ordenamiento jurídico”, alerta González, quien advierte también que el acoso a los centros sanitarios donde las mujeres interrumpen voluntariamente sus embarazos “es una constante” desde la aprobación de la Ley Orgánica 9/1985, de 5 de julio, de reforma del artículo 417 bis del Código Penal, por la que se despenalizaba el aborto en tres supuestos, “y sigue siendo, hoy, una realidad”.

González explica que por esta razón, se está tramitando una proposición de Ley Orgánica impulsada por el Grupo Parlamentario Socialista en el Congreso de los Diputados, “para que sea delito obstaculizar el ejercicio de un derecho reconocido, como es la interrupción voluntaria del embarazo, mediante el acoso a las mujeres que toman esa decisión”.

“No se puede permitir ni un paso atrás con los derechos conquistados por todas las mujeres y que tanto nos costó conseguir”, advierte la diputada.

Además, detalla que en la propuesta se solicita que desde las competencias municipales se impulsen programas para la educación sexual y prevención de embarazos no deseados. “La política en todos sus ámbitos debe ir de la mano de estos cambios importantes para las mujeres de nuestro país, y acompañar las modificaciones legislativas con programas desde las administraciones públicas es la mejor manera de garantizar los derechos sexuales y reproductivos que marca la Unión Europea, en el marco de la salud de las mujeres y como elemento esencial de una prestación sanitaria integral”.

Publicidad