LA RADIO LOCAL DE FUERTEVENTURA
TU RADIO DE PROXIMIDAD

El proyecto ‘Arca de Noé’ acogió en febrero a 113 personas migrantes con COVID-19 en las islas de Tenerife y Fuerteventura

El servicio de alojamiento de corta estancia evita la propagación del virus y el uso de recursos sanitarios sin que existan motivos asistenciales que lo justifiquen; además, reduce la presión hospitalaria

El Consejo de Gobierno fue informado en la sesión celebrada hoy de las contrataciones de emergencia realizadas durante el mes de febrero por el Servicio Canario de la Salud para garantizar el alojamiento de corta estancia de personas migrantes positivas en COVID-19 y asintomáticas que tenían indicada la cuarentena y presentaban dificultades para su cumplimiento, en el marco del proyecto Arca de Noé.

Las contrataciones se realizaron a través de la Dirección de Área de Salud de Tenerife y la Gerencia de Servicios Sanitarios de Fuerteventura, lo que permitió alojar a 113 personas, con un coste de 47.160 euros. Del total de migrantes atendidos, 112 fueron en la isla de Tenerife y uno en Fuerteventura, por lo que la distribución del gasto es de 46.665 euros y 495 euros, respectivamente.

El proyecto Arca de Noé permite la puesta a disposición de alojamientos privados a personas socialmente vulnerables y migrantes que deban realizar aislamiento o cuarentena por ser casos positivos en COVID-19 o casos sospechosos, probables o contactos estrechos de un positivo.

Igualmente, está destinado a personal sanitario con diagnóstico, sospecha o contacto de COVID-19 o con alto nivel de exposición laboral al contagio, con independencia de que deban realizar aislamiento o cuarentena.

Con el alojamiento de corta estancia se evita la propagación del virus como consecuencia de nuevos contagios y el uso de recursos sanitarios sin que existan motivos asistenciales que lo justificaran, y además se reduce la presión hospitalaria.

Publicidad